Regístrese para recibir notificaciones de nuevos materiales.

-Se presta par mensajes o clases ilustrados

-Desglose y secuencia de todas las Presentaciones gráficas para la serie "Ejemplos para nosotros"

 

Serie

"Ejemplos para nosotros"

 

"Estas cosas les acontecieron como ejemplo, y están escritas para amonestarnos a nosotros, a quienes han alcanzado los fines de los siglos"

 

-Presentación gráfica: "Moisés, 'muy manso, más que todos los hombres', pero ciertas reacciones suyas, precipitadas, aun violentas, le costaron muy caro". Parte C. 6. Moisés se enoja “en gran manera” contra Coré y su séquito (Números 16). /// Coré, Datán, Abiram y On, “con doscientos cincuenta varones... príncipes de la congregación, de los del consejo, varones de renombre... se juntaron contra Moisés y Aarón y les dijeron: ¡Basta ya de vosotros! Porque toda la congregación, todos ellos son santos” (Vs. 1-3). Hoy, no faltan líderes de congregaciones, entre ellos, varones destacados, de confianza (”del consejo”) y poder, que repudien a otros siervos, incluso a obispos (ancianos) y evangelistas, sublevándose, disimulando y causando divisiones (Hechos 20:28-32). Tal cual Coré, llaman “santos” a los que no lo son. ///  Datán y Abiram niegan reunirse con Moisés, culpándolo de forzarlos a salir de Egipto, “tierra que fluye leche y miel”, y de enseñorearse “imperiosamente” de ellos (Vs. 12-15). Hoy, algunos en la iglesia tuercen hechos, culpan injustamente, difaman y rechazan el diálogo, pereciendo “en la contradicción de Coré” (Judas 11). Esto causa dolor, aflicción y aun ira, pero el siervo de Dios no debería perder los estribos.  .7. Moisés golpea la peña dos veces en vez de hablarla. Números 20:1-13. De nuevo, los israelitas hablan contra Moisés porque no había agua, lamentando su salida de Egipto. Dios dice a Moisés: “Toma la vara... y hablad a la peña a vista de ellos”. Moisés, molesto y enojado, dice al pueblo: “¡Oíd ahora, rebeldes!” Alza su mano y golpea dos veces la peña. No habló a la peña sino que la golpeó. Dios le dice: “No creísteis en mí... por tanto, no meteréis esta congregación en la tierra que les he dado”. Así, los arranques y la desobediencia de Moisés le costaron muy caro. ¡Cuidado, siervo, de perder el control y de desobedecer aun en lo pequeño! Le puede costar grandes pérdidas ante Dios y el pueblo.

[Para PowerPoint. Copiar la siguiente "Presentación" a "My Pictures" ("Mis fotografías"). En "Mis fotografías", seleccionar y copiar. para PowerPoint y otras aplicaciones, pegar (Paste) en una nueva presentación (slide). Y así, sucesivamente, con el resto de la serie. Para Microsoft Word,  en "Mis fotografías", seleccionar y copiar; luego, pegar (paste) en Word. Imprimirla en acetato si desea proyectarla utilizando un retro proyector.]

 

 

Twittear Seguir a @editoriallapaz   

¿Le gusta esta página? Por favor, ayúdenos a difundir la información por medio de compartirla automáticamente con sus amistades de Facebook, Google+, LinkedIn, y Twitter pulsando en los botones arriba colocados.

¿Desea colaborar con esta obra? Este sitio de Internet es una obra sin fines de lucro. Su donación la recibirían los ancianos que administran el fondo, utilizándose exclusivamente para ayudar a mantener el sitio y difundir más su contenido por el mundo hispano-parlante. Si usted cuenta con tarjeta de crédito o cuenta de PayPal, pulse sobre el botón "Donar" arriba colocado para hacer su donación completamente voluntaria y del monto con el cual usted desea colaborar.

Derechos reservados. Permiso concedido para hacer una copia, o múltiples copias pero ninguna para la venta.