Suscríbase para recibir notificaciones de nuevos artículos.

-Recursos para estudios, mensajes, etcétera, relacionados con la mujer

“Modestia elogiada en la Grecia del Siglo I”


Una dama griega de tiempos antiguos vestida con modestia y pudor. www.agdei.com

-Lucius Annaeus Séneca elogia la modestia de su madre

-El filósofo Gaius Musonius Rufus diserta sobre la autodisciplina-modestia en la mujer virtuosa

-Virtudes cardinales y vicios mayores, según la filosofía estoica

-Melissa escribe a Clearete acerca de modestia y otras virtudes. De la Escuela Pitagórica de Filosofía.

-La mujer Phintys escribe sobre sophrosyne, es decir, temperancia, con la connotación de castidad y dominio propio

 

////////////////////////////////////////////////////////////////

 

-Lucius Annaeus Séneca elogia la modestia de su madre

“A diferencia de la gran mayoría de las mujeres, usted nunca sucumbió a la inmoralidad, el peor mal de nuestro tiempo. Joyas y perlas no le han atraído. Nunca concibió a las riquezas como el regalo más grande a la raza humana. Usted no ha sido pervertida por imitar a mujeres muy malas, las que hacen caer en trampas hasta a los más virtuosos. Nunca se le han ruborizado las mejillas por el número de hijos que ha tenido, como burlándose ello de los años que tiene. Nunca ha intentado usted, contrario a la costumbre de otras mujeres cuya única recomendación descansa en su belleza, disimular su embarazo, como si fuera indecente. Nunca ha hecho añicos la esperanza de hijos formándose en su cuerpo. No ha manchado su cara con tintes y cosméticos. Nunca se ha antojado el tipo de vestimenta que, quitada, no exponía más desnudez que cuando puesta. Su único ornato –el tipo de belleza que el tiempo no deslustra- es el gran honor de la modestia.”

-“Así escribió Lucius Annaeus Séneca, hermano de Gallio y gobernador de Acaya, a su madre con el fin de consolarla durante su exilio de Roma (41 – 49 d. C.) por el emperador Claudio. Séneca el Menor (4 a. C. – 65 d. C.), estoico, alcanzó ser un estadista prominente durante el Principado de Nerón.”

-Séneca contrasta la modestia de su madre con el estilo alternativo de vida de mujeres casadas en el tiempo Julio-Claudio. Estas…

-Se adornaban con muchas joyas y perlas.

-Usaban muchos cosméticos.

-Daban mucha importancia a la belleza física.

-Se ataviaban inmodestamente al estilo de la “nueva mujer romana”.

-Usaron anticonceptivos para evitar embarazarse, y no teniendo éxito, practicaban el aborto.

-Se obsesionaban con riquezas.

-Presionaban a otros a seguir el estilo moderno de vida.

-“Se dice que, en Corinto, el escultor de la estatua de Regilla, esposa del famoso orador Herodes Atticus, capturó esta misma virtud [modestia], la que resume lo que es la esposa modesta.”

El filósofo Gaius Musonius Rufus diserta sobre la autodisciplina-modestia en la mujer virtuosa

“Pero es necesario que la mujer tenga autodisciplina. Por un lado, la tal se libra de temeridad lujuriosa, y por el otro, es libre de otros placeres. No es una esclava del deseo, no es contenciosa, no es derrochadora, no extravagante en su forma de vestir. Estas son las obras de la mujer autodisciplinada, y añadiría a ellas: que controla su temperamento, no permitiéndose ser vencida por pena, sobreponiéndose a emociones descontroladas de toda categoría.” Gaius Musonius Rufus.

-“Según Pomeroy, el término para ‘autodisciplina’ [en griego] significa ‘temperancia’, pero también connota castidad y dominio de sí mismo. Fue la virtud preeminente de mujeres griegas, mencionada con más frecuencia que cualquier otra calidad en lápidas sepulcrales. Esto no fue menos cierto para la sociedad romana durante el período que estamos tratando. La persona, bien sea hombre o mujer, que aprende y practica estas cosas se convierte en una persona bien organizada y decorosa.”

Virtudes cardinales y vicios mayores, según la filosofía estoica

-“¿Cuáles eran estas virtudes cardinales las que varones y mujeres jóvenes deberían hacer suyas, y cuáles eran los vicios en conflicto con sus creencias, los que debían ser evitados a toda costa? Las virtudes tradicionales eran: Virtud, prudencia, autodisciplina, valor y rectitud moral. Los vicios contrarios eran: Vicio, necedad, intemperancia, cobardía e injusticia.”

-Los sofistas “fueron acusados de proveer una base filosófica para un estilo de vida arraigado en el platonismo del Siglo I, según el que el cuerpo ya no era una cárcel sino simplemente la casa del alma. Los sofistas de aquel tiempo amalgamaron esta antropología con la idea de que los sentidos fueran los guardianes y cortesanos del alma, los cuales la naturaleza había programado para ser complacidos a saciedad9”.

-El filósofo estoico Gaius Musonius Rufus sostenía que “…el hombre nace con la inclinación hacia la virtud”.

Melissa escribe a Clearete acerca de modestia y otras virtudes

De la Escuela Pitagórica de Filosofía

-“De Milissa a Clearete, saludos. Me parece que usted tenga, de su propia volición, las características de lo que es bueno. Porque desea ardientemente escuchar [enseñanza] sobre el adorno propio de esposa. Esta es una buena indicación de que tenga usted la intención de perfeccionarse a sí misma conforme a virtud. Es necesario, pues, que la esposa libre y modesta viva con su esposo legal, adornada de tranquilidad, de vestimenta blanca y limpia, sencilla y no cara, simple y no elaborada o excesiva. Así, porque ella ha de rechazar vestimentas con púrpura u oro incrustados. Pues, estas las usan las hetairai [prostitutas], al solicitar generalmente a varones, pero si ella [la mujer casada] desea ser atractiva a un solo hombre, es decir, a su propio esposo, el ornato de la esposa es su forma de ser y no su stola (stola) [vestimenta]. Y una esposa libre y modesta debería parecer atractiva a su propio esposo, pero no al vecino cercano, teniendo en sus mejillas el rubor de modestia (oyewz) en vez de colorete y polvo, y un comportamiento bueno y noble, y decencia, y modestia más bien que oro y esmeralda. Pues, la mujer modesta debería expresar su amor por lo bueno, no mediante gastos por ropa y su apariencia física sino en el manejo y mantenimiento de su hogar, y en complacer a su propio esposo, dado que él es un hombre moderado, cumpliendo sus deseos. Porque la voluntad del esposo debería estar grabada como ley en la mente de la esposa decente, y ella ha de conducir su vida conforme a la misma. Y ella debería considerar que la mejor y más grande dote que haya traído consigo es su buen orden y su confianza tanto en la belleza como en la riqueza de su alma, más bien que en dinero y apariencias físicas. En cuanto a dinero y belleza, los hacen esfumarse el tiempo, la hostilidad, la enfermedad y las vicisitudes de la vida. Por lo contrario, el adorno del alma perdura hasta la muerte en las mujeres que lo poseen54.”

La mujer Phintys escribe sobre sophrosyne, es decir, temperancia, con la connotación de castidad y dominio propio

Introducción. “Acorde con la metáfora musical, sophrosyne ha sido traducido ‘temperancia’, pero también connota castidad y dominio propio. Sophrosyne fue la virtud preeminente de mujeres griegas, siendo mencionada, en lápidas sepulcrales para mujeres, más frecuentemente que cualquier otro atributo56. Un manual de discreción femenina (sophrosyne) atribuida a otra mujer, Phintys, lo llamó la virtud femenina más grande, ya que hacía posible que amara y honrara a su esposo57.

Phintys escribe: “Seguramente, al controlar su deseo y pasión, una mujer logra ser devota y armoniosa, lo cual le ayuda a no ser víctima de aventuras amorosas impías… Pues, todas esas mujeres que anhelan tener relaciones íntimas extramaritales [literalmente, estar en ‘camas ajenas’] se hacen ellas mismas enemigas de todo hombre libre y domésticos en su casa. Tal mujer entreteje falsedad y engaños para su esposo y también cuenta mentiras a él contra todos, de tal manera que solo ella aparenta superarse en términos de buena voluntad y dominio del hogar, pese a que se recree en holganza58.

“…una mujer no se cubrirá a sí misma de oro o la piedra preciosa de la India, o de cualquier otro lugar, ni tampoco trenzará su pelo usando trucos mañosos, ni tampoco se ungirá a sí misma con perfumes de Arabia; ni tampoco juntará maquillaje blanco a su cara o colorete a sus mejillas, u oscurecer sus entrecejos y pestañas, o tintar ingeniosamente su pelo que se vuelve grisáceo, ni tampoco se bañará frecuentemente. Así, porque al ir la mujer tras estas cosas hace el ridículo de la incontinencia femenina… La mujer ha de soportar todo lo que soporta su esposo, aunque él esté… borracho o que duerma con otras mujeres. Haciéndolo, se venga de él. Por lo tanto, la mujer ha de guardar la ley y no emular a hombres59.”

Nota adicional del autor del libro que estamos citando. “Tal cual los estoicos, los neo-pitagóricos no limitaron sophrosyne a las mujeres, más bien considerándolo especialmente apropiado para varones casados60.”

(Citas y datos traducidos de Esposas romanas, viudas romanas: la mujer nueva emergente y las comunidades paulinas, por Bruce W. Winter, Director of the Institute for Early Christianity in the Graeco-Roman World. Derechos reservados. William B. Eerdmans Publishing Co. www.eerdmans.com Edición Kindle. Locations 766 - 935)

 

-Recursos para estudios, mensajes, etcétera, relacionados con la mujer

  

¿Le gusta esta página? Por favor, ayúdenos a difundir la información por medio de compartirla automáticamente con sus amistades de Facebook, Google+, LinkedIn, y Twitter pulsando en los botones arriba colocados.

Derechos reservados. Permiso concedido para hacer una copia, o múltiples copias pero ninguna para la venta.